|

Gana Hollande… ¿gana Le Pen?

 

Alberto Cañas (@AlbertoCdP).- Análisis político 09/05/2012

François Hollande ganó las elecciones presidenciales celebradas en Francia este pasado domingo con un 51,7% sobre Nicolás Sarkozy, que se quedó con un 48,3% de los votos. Se convierte así en el séptimo presidente que tiene Francia desde que Charles De Gaulle instaurase la V República en 1959, y el segundo de izquierdas después de François Mitterrand, Jefe del Estado entre 1981 y 1995.

Es de suponer que un giro progresista en la segunda economía de la zona euro hará cambiar las políticas de dura austeridad prusiana a las que está sometido el continente. El tándem Merkel-Sarkozy ha muerto. Se supone que Hollande buscará recuperar la grandeur perdida por Francia, haciendo que ésta vuelva al lugar que le corresponde.

Sin embargo, dejando a un lado las consecuencias paneuropeas del residente en el Palacio presidencial de El Eliseo, también resulta interesante analizar cómo queda ahora el panorama político francés (a la espera, en todo caso, de lo que ocurra en las elecciones legislativas del próximo mes de junio).

Lo primero que conviene dejar claro es que las formaciones políticas francesas no son, como sus homólogos españoles, unas macroestructuras burocráticas y rígidas, sino que presentan una estructura más flexible y un organigrama más sencillo y meritocrático.

Con la victoria de Hollande, el PSF sale, lógicamente, reforzado tras diecisiete años alejado del máximo poder a escala francesa. La formación ha pasado una larga etapa de descomposición interna y con diferentes líderes políticos regionales luchando entre sí: Segolene Royal, Martine Aubry o incluso el “truncado” Dominique Strauss-Kahn pudieron haber sido el candidato a Président de la République. Volverá a vivir una nueva etapa de fuerza, en principio, perdida desde la muerte de Mitterrand.

 

La verdadera incógnita es la derecha. La UMP, los gaullistas de Sarkozy ha quedado descabezada tras su derrota y, teniendo en cuenta el estilo personalista que ha llevado en los últimos años, no hay a la vista una figura capaz de sustituirlo. Al no haber fuertes estructuras partidistas, el futuro de la formación es bastante incierto, aunque siempre podría aparecer una nueva figura política.

El otro escenario, quizá más preocupante, es un progresivo desgaste de la UMP a causa de sus concesiones a la extrema derecha. Ahí aparece el Front National de Marine Le Pen, heredero del régimen de Vichy, colaboracionista con los nazis durante la Segunda Guerra Mundial. En la primera vuelta de las elecciones superó el 20% de los votos en algunas zonas del este del país y habrá que ver qué papel juegan en las elecciones parlamentarias a celebrar el mes próximo. Si el voto mayoritario de derechas se desliza hacia un partido aún más conservador, el espacio para los moderados, el centro, será cada vez más pequeño, y a ningún país le conviene una polarización excesiva del voto, que tienda a unos extremos impredecibles.

El nuevo Presidente es François Hollande. Pero quién sabe. Quizá ha sido la extrema derecha, y su líder Marine Le Pen quien ha empezado a ganar políticamente la batalla de cara al futuro.

URL simplificada: http://www.puntoencuentrocomplutense.es/?p=25758

Publicado por en mayo 9 2012. Archivado bajo General, Opinión, Política. Puedes seguir las entradas a través de la RSS 2.0. Puedes dejar una respuesta, o referencia a esta entrada

Publicar una respuesta


siete − = 5

Comentarios recientes

  • Ana Maria Rojas: Hola Javier A mi me pasa lo mismo, en mi país Colombia-Suramerica, lo único que vemos en TV es la...
  • Carlota LR: Yo estuve en una de esas clases y me parece de los mejores métodos para aprender. Lo que veo en los...
  • alejandro: 80 euros le cuesta a una familia de “clase media” por lo bajo… Muy por lo bajo amigo...
  • jose: estela reynolds fue en enero de los años 2008 y 2012 y sergio arias fue en mayo de los años 2004 y 2012: están...
  • Waqanki: Buen artículo. En cuanto a los posibles diagnósticos que manejas: la esquizofrenia es una psicosis. Algunos...